Cute Light Pink Flying Butterfly

domingo, 28 de agosto de 2016

Opinión máscara de pestañas The Colossal go extreme intense black de Maybelline

¡Hola fleurs et merveilles!

En esta entrada quería daros una opinión breve acerca de la máscara de pestañas The Colossal go extreme intense black de Maybellineque probé hace algunos meses.

 ¿Merece la pena?


DESCRIPCIÓN

Envase: la máscara viene en un envase de plástico en color negro y con letras en amarillo, de aspecto similar al resto de la gama Colossal, exceptuando el color del envase.


Cantidad: 9,05 ml.

Precio: 4,50€-8€ aprox.

Cepillo: es grande y grueso para proporcionar volumen a la pestaña (éste no es de silicona).


Acabado: según la marca Maybelline: "conseguirás una mirada con volumen, expresiva y su fórmula carbón, aportará un resultado extremadamente intenso".

MI OPINIÓN

Como sucede con la mayoría de las máscaras de pestañas, The Colossal go extreme intense black de Maybelline, los primeros días de uso, al tener una consistencia mucho más líquida que cuando lleva un tiempo abierta, no me proporcionaba el volumen que tanto menciona la marca, más bien me definía las pestañas y me las alargaba; esto último, una pasada. Transcurridos unos días, sí conseguí algo más de volumen.


No obstante, si tu objetivo es obtener unas pestañas con mucho volumen, efecto pestañas postizas, y extra negras, creo que en general con las máscaras de Maybelline lo que consigues es definirlas, separarlas y alargarlas. Quizás porque la fórmula de las mismas no es tan espesa como otras, por lo que tampoco suelen dejar grumos.También, su efecto es muy natural, quiero decir, que cuando usas una máscara muy densa se aprecia que te has echado algo pringoso en las pestañas, con éstas no es tan evidente.

Referente a su duración, a mí me aguanta en su sitio todo el día, y lo mejor a su favor es que con el paso de las horas no van cayendo los odiosos trozos de máscara seca por toda la zona de la ojera.  

Lo que menos me ha gustado de The Colossal go extreme intense black de Maybelline es que, una vez abierta, se me ha secado más rápido que otras máscaras de pestañas; esto no es bien. 

Pero por lo general y, teniendo en cuenta su precio, 4,50€ en mí caso, para mí es una buena máscara para todos los días, ya que su acabado no es muy dramático. Y puestos ya  a criticar... yo le cambiaría lo de "intense black" por otra cosa, ¿"sutil black" quizás? xD.

Espero que os haya sido útil.

Misdave

miércoles, 20 de julio de 2016

Arroz con pollo estilo indio | Biryani

Hola fleurs et merveilles, ¿cómo va ese veranito los que estáis en el hemisferio norte? Pues espero que genial, y los que tengáis la gran suerte de estar de vacaciones, en la parte del mundo que sea, que os sirvan para cargar las pilas para volver renovados a la rutina.

En el día de hoy os quería compartir una receta asiática que se lleva haciendo en casa toda la vida, y que a toda mi familia nos encanta. Solemos recurrir a ella cuando tenemos invitados y, hasta la fecha, siempre ha sido un éxito.

Se trata de un arroz con pollo de nombre Biryani, típico de la cocina india, y de otros países de Oriente Medio como Pakistán o Afganistán.


La particularidad de este plato es que está elaborado con arroz basmati, un tipo de arroz largo, muy aromático y de exquisito sabor.

Normalmente se cocina junto con verduras (alcachofas, guisantes...), así como con carnes (ternera, pollo o cordero)— incluso hay quien le añade pasas. Cada zona tiene su manera para elaborarlo.

También contiene diferentes especias que le proporcionan un sabor exótico y diferente a lo que estamos acostumbrados a comer. Puede servirse como plato único o acompañado de pollo al curry, receta que podéis encontrar clicando aquí.

RECOMENDACIÓN: si sustituyes el arroz basmati por otro tipo de arroz, la receta cambia completamente, por lo que yo no lo recomendaría.

Los ingredientes que vamos a necesitar para 4/5 personas son:

- 2 vasos y 1/2 de arroz basmati.
- 12 trozos de pollo.
- 1/2 cebolla.
- 1 diente de ajo.
- 4 vasos de agua (1 y 1/2 por cada vaso de arroz).
- aceite de oliva suave.
- sal

Especias:

(En polvo)
- 1 pizca de pimentón picante.
- 1/2 cdta de cúrcuma.
- 1 cdta de garam masala.

(En grano)
- 1 cdta de cominos sin moler.
- 1 cdta de pimienta negra en grano.
- 1/2 trozo de canela en rama.
- 1 cardamomo negro.

Preparación

1) Lo primero que haremos será cortar 1/2 cebolla o 1 pequeña en brunoise (dados), y la añadiremos en una olla con un chorrito de aceite de oliva suave que tendremos calentando previamente.
Cuando se haya frito, picaremos 1 diente de ajo y lo añadiremos también en la olla.



IMPORTANTE  la cebolla deberá tener el aspecto que se muestra a continuación, antes de añadir el resto de ingredientes. Esto servirá para proporcionarle el color que tiene este plato, sin necesidad de añadirle colorantes artificiales.


2) Pondremos los 2 vasos de arroz basmati en un recipiente y, lo lavaremos con abundante agua. Después, lo dejaremos reposar cubierto de agua hasta que vaya a ser usado; en Asia, es habitual seguir este procedimiento para quitarle el almidón presente en el mismo.


3) A continuación, lavamos y troceamos el pollo; yo añado 3 o 4 trozos por persona. Lo introducimos en la olla junto con una cucharadita colmada de sal. Removemos y subimos el fuego (fuego medio).


4) Cuando el pollo esté un poco frito es momento de poner las especias en grano (cominos, pimienta negra y canela), removemos continuamente unas cuantas veces para que éstas no se quemen.


5) Es el turno de las especias en polvo (pimentón picante, cúrcuma y garam masala), removemos de nuevo; si la cebolla y demás se os empezase a pegar, podéis añadir un poco de agua, y volvéis a remover todo muy bien.

Dejamos que el pollo se cocine unos 10 minutos aproximadamente.



6) Cuando el pollo esté dorado, añadiremos 1 vaso y 1/2 de agua por 1 de arroz. Dejamos que ésta hierva a fuego fuerte y vertemos el arroz. 
Rectificamos de sal, yo aquí le suelo poner 1 cdta de sal más, ya que es importante que el agua esté ligeramente salada, al evaporarse se perderá gran parte de la misma.



7) Cocer el arroz a fuego medio y, cuando el agua se haya evaporado casi por completo, taparemos la olla y la recubriremos con un trapo, dejando que el arroz se acabe de cocinar a fuego flojo unos 15 o 20 minutos más; el trapo se deberá humedecer en caso de que al evaporarse el agua, el arroz aún esté duro.



¡Y listo! tenemos un delicioso plato de arroz típico de Oriente Medio hecho en casa.




Espero que lo probéis y que os guste tanto como a mí. 

Misdave

lunes, 27 de junio de 2016

Cómo hacer pollo al curry con patatas

¡Hola fleurs et merveilles!

Ayer domingo, se me ocurrió fotografiar el paso a paso de una receta que creo que os va a gustar. Para ser exactos, os voy a mostrar cómo hacer un delicioso pollo al curry con patatas, de forma 100% asiática.

Se puede comer tal cual o acompañado de arroz basmati.


Próximamente os enseñaré a preparar un plato de arroz que es ideal para acompañar esta receta de pollo al curry.

¡Empezamos!

Los ingredientes que vamos a necesitar para 4 personas son:

- 1 cebolla y 1/2 (si son grandes, 1 sola).
- 5 dientes de ajo.
- 1 trozo de jengibre de 2cm aprox.
- 1 pollo.
- 1 cda. de mantequilla.
- 1/2 tza de tomate triturado.
-1 patata.
- cilantro.
- aceite.
- sal.

Para realizar el curry, necesitaremos las siguientes especias:


- 1 cdta. de garam masala (conjunto de varias especias) Comprar aquí.
- 1 cdta. de cilantro molido (también podéis comprar las semillas de cilantro y molerlas en casa).
- 1 cdta. de cominos molidos.
- 1 ctda. de cúrcuma.
- 1/2 cdta. de pimentón picante.
- 1/2 canela en rama.
- pimienta negra en grano.

*Si os resulta más sencillo utilizar el curry que ya viene preparado, podéis sustituir estas especias, pero tened en cuenta que el sabor de la receta variará en función de las especias que contenga el mismo; cada curry puede estar elaborado con unos determinados ingredientes.

Preparación:

1) Añadir un chorro de aceite en una olla y calentar (fuego flojo).

2) Cortar la cebolla y 1/2 en brunoiseintroducirla en la olla y dorar.



3) Picar los 5 dientes de ajo, junto con el trozo de jengibre, y añadir a la olla con la cebolla bien pochada.

(¡IMPORTANTE! fiajos en el aspecto que tiene que tener la cebolla).



4) Remover bien y, cuando los ajos cojan color, añadir el pollo troceado.
Subir el fuego (fuego medio).


5) Remover el pollo, junto con la cebolla, los ajos y el jengibre e introducir 1 cda. de mantequilla o también se le puede añadir leche de coco, aunque estos dos ingredientes son opcionales. Únicamente son los encargados de proporcionarle el sabor característico que tiene la comida asiática.



6) Añadir 1 cdta. colmada de sal y remover.


7) Añadir todas las especias que componen el curry: garam masala, cilantro molido, cominos molidos, cúrcuma, pimentón picante/paprika, canela en rama y pimienta en grano.

Remover continuamente durante 1 minuto, para que el pollo se impregne de los olores de las diferentes especias y para que éstas no se quemen.


8) Añadir 1/2 taza de tomate triturado y remover.



9) Pelar la patata, cortarla a trozos e introducirla dentro de la olla.
Remover de nuevo.


10) Dorar la patata a fuego medio durante 5 minutos aprox.


11) Añadir 1/2 l de agua al pollo y a la patata o hasta que queden cubiertos casi por completo y dejar que hierva; este es el momento para rectificar de sal, en caso de ser necesario.


12) Tapar la olla y, durante 15-20 minutos, dejar que se acabe de cocinar la patata y se evapore el agua.


13) Añadir cilantro al gusto y dejar cocinar 5 minutos más.


¡Y listos! plataco de pollo al curry con patatas.




Espero que os guste esta receta y que la pongáis en práctica.

Hasta pronto, besos.

miércoles, 17 de febrero de 2016

Opinión champú purificante Arcilla Suave y Limón de Garnier

¡Hola fleurs et merveilles! ¿Cómo va la semana?

Yo me escapo un ratito de mi que hacer universitario para daros mi opinión acerca de un champú que llevo un mes aproximadamente probando y que creo que a algun@s os puede interesar. Se trata del champú purificante " Arcilla suave y limón" de la nueva gama, Original Remedies, que ha sacado Garnier hará no mucho. ¿Lo conocéis? Pero antes que nada, os hago memoria de cómo es mi tipo de pelo, ya que esto influirá mucho en el resultado que he obtenido y en la opinión que tengo sobre el producto.

Pues bien, podríamos decir que mi pelo se caracteriza por dos cosas,una: por ser muy fino y dos: demasiado graso, con lo que necesito un champú que me lo deje limpio por más tiempo, y que, además me aporte volumen en la raíz. ¿Conseguirá el milagro el champú de Garnier?


LO QUE DICE LA MARCA:

(Expectativa vs. realidad).

" El remedio purificante para el cabello normal a graso limpia y purifica".                                           
" El cabello con tendencia a un exceso de grasa necesita una mezcla para purificar y eliminar la acumulación. La gama de arcilla suave y limón absorbe y elimina las impurezas, dejando un acabado fresco y limpio".

INGREDIENTES:

La arcilla es rica en sílice el cual nutre y desintoxica el cabello y la piel del cuero cabelludo, mientras que el limón lo deja renovado y revitalizado, además de calmar nuestro cuero cabelludo.

Es IMPORTANTE destacar que el producto asegura no contener siliconas ni parabenos entre sus ingredientes.

FRAGANCIA:

Su olor es a fresco, limpio... no sabría describirlo mejor, aunque no encuentro que pasado un tiempo de lavar el cabello éste perdure.

TEXTURA:
















PRECIO:

El precio ronda los 1'95€-2'5€ dependiendo del establecimiento donde lo compréis. A mí me costó 2,30€ en AlCampo.

MI OPINIÓN:

Desde el primer uso he notado que me limpia el cabello en profundidad, lo cual no me sucede ni con la mitad de los champú que he probado, por muy raro que os pueda parecer, y es que tengo el cabello extremadamente graso y, aún después de lavarlo, algunas veces sigue teniendo algo de grasa (MODO drama ON); con lo que también lo noto más suelto.
Sigo lavándolo casi a diario, pero el segundo día no lo noto tan graso como me sucede con otros champús, podría salir a la calle sin pasar por la ducha perfectamente mi pelo, no yo xD así que para mí ya es todo un logro.

Referente al tema del volumen, no os voy a engañar, yo no he notado nada y es que he perdido ya la fe en que un champú por si solo sea capaz de convertir un pelo muy lacio y sin volumen en una melena de león. Pero ya os digo, me basta con que me lo deje limpio y si me aguanta un día más sin tenerlo que lavar, pues mejor que mejor.

Como aspecto negativo, destaco el tamaño del envase, 250 ml, ya que no me va a durar ni tres meses... pero a pesar de ello os recomiendo este champú a los que tengáis el pelo fino y graso como yo, ya que no está nada mal si lo que buscáis es que el pelo esté muy limpio.

Pues hasta aquí mi opinión sobre el champú purificante "Arcilla Suave y Limón" de Garnier. Espero que os haya sido útil. ¡Hasta pronto!

lunes, 8 de febrero de 2016

Regalo San Valentín

¡Hola fleurs et merveilles!¿qué tal, cómo os va?

De nuevo por aquí... y es que hacía mucho tiempo que no actualizaba el blog ¡desde 2015! pues ya tocaba, ¿no? El motivo ya os lo comenté en alguna entrada anterior, la universidad ocupa todo mi tiempo como os pasará a muchos de vosotros también, y entre exámenes, trabajos y demás me resulta imposible estar tan activa por aquí. No obstante, hoy me apetecía compartiros una idea que he tenido de cara a San Valentín, patrón de los enamorados, que es el próximo domingo, ya que siempre se nos echa el tiempo encima y andamos escasos de ideas para saber qué regalar.

Bien, pues para ser exactos, os voy a enseñar a realizar un do it yourself, cuanto menos original, que seguro sorprenderá a cualquier persona a la que se lo vayáis a regalar, se trata de una cajita con motivos propios para esta festividad: llena de corazoncitos, donde predomina el color rojo... a la que añadiremos en su interior palomitas de maíz con chocolate, en mi caso, pero podéis usar las que más os gusten y finalmente la envolveremos en papel celofán.

La gracia del do it yourself es convertir algo tan simple y al alcance de todos los bolsillos, como unas palomitas, en un regalo único y hecho con mimo por nosotros mismos. Y si usáis vuestra imaginación y creatividad el resultado puede ser realmente chulo.


Para hacer el Diy vamos a necesitar:


- La plantilla de la caja de palomitas (os la podéis descargar del blog).
- Palomitas de maíz con chocolate.
- Tijeras.
- Pegamento.
- Papel celofán.
- Un lazo.
- Cinta adhesiva.
- Opcional stickers.

El primer paso a realizar será imprimir la imagen de la cajita que os facilito clicando por aquí, o sino siempre la podréis crear vosotros mismos desde cero añadiendo la decoración que queráis. Eso sí, procurando que sea en cartulina para que aguante el peso de las palomitas y el trajín al desplazarla.


Después, la montaremos doblando por las lineas que quedan visibles y pegaremos las solapas con cualquier pegamento para manualidades que tengáis por casa.

El siguiente paso será añadir las palomitas dentro de la caja, claro está, y a continuación, recortaremos una hoja de papel celofán en la que colocaremos justo en medio la caja de las palomitas, y uniremos los dos extremos del papel fijándolos con cinta adhesiva para que no se nos abra y desmonte el envoltorio. Y si ha quedado mucho papel sobrante lo recortaremos con unas tijeras.

Y ¡listos! sólo faltará decorar el paquete con un bonito lazo y con stickers o lo que más os guste. ¡Imaginación al poder!


**NOTA IMPORTANTE  no realicéis este DIY con mucho tiempo de antelación, para que las palomitas no cojan humedad y se reblandezcan.

Y por si os sirve de ayuda, os doy otra idea que también podéis hacer para regalar:


Espero que la entrada de hoy os haya resultado útil. Nos leemos pronto. Feliz San Valentín a todos.